Brrrrrr…. otro otoño en Nueva York


Como les contaba al inicio del blog, la última vez que fui a NY fue para el mes de setiembre del 2009. Andaba con mi amiga Gaby viendo a U2 – sí, ¡espectacular! – y nos quedamos un par de días más para pasear.

Yo iba con algo de ropa para el frío, porque para los efectos de un latino, o en este caso de una tica “friolenta” como yo, otoño ya es frío, ya es de guantes, bufanda y botas. Siempre he sido así, no me gustan los aires acondicionados, no me gusta el frío, y si tengo que tolerarlo lo hago al estilo tamal, bien envuelta y abrigada.

Ahora me toca ir en noviembre, sabrá Dios la temperatura… igual, es mucho mejor correr con frío que con calor. Y ahí vendrá el contraste porque poco más de un mes antes de NY será el hornazo en Tamarindo. Treinta kilómetros en el sol de Tamarindo, con todo lo que eso significa en términos de deshidratación, agotamiento y sensación de “júntenme ya”.

Calculé salir de Costa Rica 3 días antes de la maratón, para aclimatarme, dar una vueltita y por supuesto, visitar la feria previa. Pero la idea también es pasear un poco después de correr. Es que estar en Nueva York y no verla, no tiene gracia.

Quiero volver al MoMA, quiero ver algo en Broadway. Me encantaría volver a colarme en la audiencia de Good Morning America – la vez pasada lo logré, y ese día el invitado musical era Mika, ¡qué tal! -. Quiero sentarme en las gradas de Times Square, con las piernas adoloridas todavía, y disfrutar de las luces y el anochecer. Probablemente en la misma calle me encuentre a muchos que como yo, caminen despacito todavía recordando los 42 kms recién corridos.

Quiero tomarme mi Starbucks y volver a disfrutar el otoño neoyorkino. Torear otra vez al “Charging bull” de Wall Street, hacer fila para ver a Letterman, fisgonear si puedo encontrarme a Anderson Cooper en CNN, …  si saben de alguna presentación bonita entre el 3 y el 9 de noviembre, qué se yo, una firma de libros, una exposición, un concierto… quisiera ir. Voy preparada para el frío, pero no por eso me quedaré guardada. ¡De seguro querré seguir midiendo calles, aunque sea en tennis!

Por eso tal vez suene exagerado comenzar a hacer maletas desde ahora, pero la verdad, hace rato que despegué, aterricé, y pensé en qué le diré al oficial de migración cuando me haga la típica pregunta de:

-“What`s the reason for your trip to New York?”

-“Sir, I just flew 3500 kms for a 42 km run!”

En New York... puede pasar cualquier cosa! Recuerdo de Wall Street, 2009

Advertisements

Comments

  1. Hola compañera del asfalto . Yo ya tengo superada mi lesión de muslo y te acompañare en los 21km de correcaminos, Prometo esta vez que si te veo me voy a atrever a saludarte jeje ya que te leo desde hace mucho.

    Esta ruta de correcaminos se ve suave la mitad casi bajando y el resto plano, aparte que el circuito en San Jose es parecido al de la Maraton Internacional.

    Te deseo la mejor de las suertes y recuerda dale duro que solo son 21km.

    Pd: Amiga , asi de offtopic, vas a utilizar algun tipo de trasporte para el dia de la carrera. Te lo comento por que yo vivo en Heredia y a lo mejor me podria meter de colado ( que pena). Cualquier cosita mi correo es caessa13@hotmail.com

    • Marianella Cordero says:

      Gracias Carlos; fijate que mi grupo se organiza para ir todos juntos pero aún no han dicho si vamos en una buseta o qué, no tengo idea de cómo voy a llegar ahí. Si querés te cuento por ahi del viernes a ver si podemos ponernos de acuerdo!

  2. Claro perfecto esta bien

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: